Reunidos en asamblea virtual, los médicos de cabecera de Pami que pertenecen al sindicato de Médicos de la República Argentina (Amra), resolvieron realizar un paro de 48 horas en toda la provincia de Santa Fe, sin asistencia a sus lugares de trabajo que comenzó este miércoles. El viernes se reanudará la atención habitual.

Los profesionales se oponen al nuevo Modelo Prestacional de Médicos de Cabecera al entender que “avasalla derechos de carácter alimentario, toda vez que no resulta clara la remuneración que percibirán mensualmente los médicos, y obliga a una adhesión sin haber tenido en consideración cuestiones básicas que hacen a la prestación de un mejor servicio a la comunidad y al afiliado del Pami”.

Piden la “urgente resolución” de los siguientes puntos:

-Especificar la instrumentación del otorgamiento de turnos vía electrónica, de modo que no limite ni condicione la cantidad de consultas médicas de los profesionales
-Considerar el trabajo fuera del horario de atención como la redacción de recetas electrónicas y la solicitud de estudios.
-Implementar un sistema de seguridad para visitas domiciliarias, atento a que los médicos no sólo arriesgan su salud y vida por el coronavirus, sino también muchas veces se encuentran expuestos a condiciones y lugares de inseguridad que hacen imposible la realización de la visita.
-Urgente cobertura sanitaria y salarial a trabajadores que resultaron infectados de covid en ocasión del cumplimiento de sus funciones, con retroactividad al inicio de la licencia correspondiente y proveer la entrega de elementos de bioseguridad.
-Mejorar las condiciones laborales y contractuales de precariedad que padecen los médicos de cabecera del INSSJP.