En la madrugada, minutos antes de las 2, la policía detuvo a uno de los tres hombres que estaban corriendo picadas en inmediaciones del Puente Colgante y su intersección con Avenida 7 Jefes.

Según consta en el reporte policial, notaron la presencia de un Fiat 147 blanco que circulaba con un motociclista colgado de un lateral. Al intentar detenerlos, ambos vehículos se separaron y dieron a la fuga. Los oficiales lograron seguir al motociclista y detenerlo.

Mientras tanto, el conductor del auto se escapó, pero el vehículo fue encontrado abandonado en Luciano Molinas al 700. Dentro del mismo había un arma de fuego.

El motociclista, fue aprehendido por el delito de resistencia a la autoridad.