El gobernador Omar Perotti anunció este viernes por la noche que durante 14 días Rosario retrocederá de fase y sólo estarán permitidas las actividades esenciales. La medida se toma debido al crecimiento en la curva de contagios de coronavirus.

El gobernador estuvo acompañado por la ministra de Salud, Sonia Martorano; el intendente de Rosario, Pablo Javkin y el secretario de Salud Pública de Rosario, Leonardo Caruana.

Las medidas regirán para los departamentos Rosario, General López, San Lorenzo, Caseros y Constitución.

“Después del distanciamiento de junio, julio y agosto, cada una de las actividades fue recuperando dinamismo y recuperando volumen” pero lamentó que hubo un “aceleramiento de los niveles de contagio y es algo para cuidar”, expresó.

“Tenemos que cuidar a los que nos cuidan. Quitar actividad pública, restringir, mantener actividades esenciales. Vamos a volver a las actividades esenciales, a resguardar cada una de ellas. Algunas podrán continuar con su nivel de actividad y otras no”, manifestó.

Además, indicó que habrá ayudas, aportes y subsidios para sostener a las actividades más golpeadas.

“Santa Fe se va a poner de pie y lo vamos a hacer juntos”, sostuvo.