A partir de las 00 del sábado comenzaban a regir la restricciones que los gobiernos impusieron ante el retroceso de fase. Entre las prohibiciones se establecía que se suspendían las actividades comerciales de shoppings, peatonales y galerías.

Sin embargo, en la mañana del sábado se pudo observar en la peatonal santafesina la gran mayoría de los comercios con sus puertas abiertas. Los comercios en las avenidas Aristóbulo del Valle y General Paz también estaban funcionando con normalidad. Cabe destacar que las restricciones rigen para comercios mayoristas y minoristas de rubros no esenciales de más de 100 m2. Con esto se puede apreciar a simple vista en el primer dia la falta de controles por parte de las distintas autoridades, lo cual es sumamente importante dado que la solución no es solamente cerrar comercios si no reducir la circulación de la gente