El Gobierno Nacional se despegó de las críticas que lanzó el ex ministro de Desarrollo Productivo Matías Kulfas contra la vicepresidenta Cristina Kirchner.

“El Gobierno Nacional rechaza las acusaciones vertidas por Matías Kulfas en su carta de renuncia y no comparte los conceptos sostenidos en ese sentido”, expresó la portavoz presidencial Gabriela Cerruti.

En su cuenta de la red social Twitter, Cerruti señaló: “El presidente @alferdez está convencido de la necesidad de seguir trabajando por la unidad de la coalición de gobierno, construyendo acuerdos en la diversidad y gobernando con plena transparencia en todas las áreas”.

La portavoz salió a despegar al Presidente de lo que dijo Kulfas en su extensa carta de renuncia, en la que lanzó críticas a la titular del Senado.

Al referirse al gasoducto Néstor Kirchner, Kulfas señaló: “Los avances fueron lentos, signados por un internismo exasperante dentro del propio equipo de la Secretaría de Energía, es decir, internismo dentro del internismo”.

“Huelga adicionar la injusta acusación que la Sra. Vicepresidenta le formulara al señalarle que Usted tiene que ‘usar la lapicera’ para forzar un mayor contenido nacional cuando dichas decisiones fueron adoptadas por IEASA, la empresa que conduce el camporista Agustín Gerez”, subrayó Kulfas.

El ex funcionario también se refirió a la recuperación de la empresa Impsa, que también dirigen funcionarios cercanos a la vicepresidenta.

“Hoy Impsa está de pie, con nuevos negocios, tendrá anuncios importantes para realizar próximamente. Pero también sufre por el internismo del equipo de la Subsecretaría de Energía Eléctrica, que tiene parados numerosos proyectos de energías renovables de interés para varias provincias y de la incomprensible demora en ejecutar obras hidroeléctricas necesarias para el país”, recalcó.