El senador provincial, Felipe Michlig, asumió la nueva conducción de la Unión Cívica Radical de la Provincia de Santa Fe. El acto se realizó en los Salones del Puerto (Dique II) y participaron referentes del radicalismo de toda la provincia y del país. Michlig indicó que esto es un punto de partida para la conformación de un Frente de Frentes de cara al 2023.

“Una gran responsabilidad que me han conferido todos los radicales para asumir como presidente del comité provincia en el tercer mandato de mi vida política. Agradezco esa confianza. Acabamos de constituir una mesa del comité que me va a acompañar para trabajar en la consolidación de la unidad del radicalismo, un proceso que comenzó hace un poco más de dos años con la conducción de Carlos Fascendini y que la hemos podido cristalizar aún más en los tiempos actuales”, expresó Michlig.

En este sentido, el senador provincial manifestó que “el objetivo es conformar y construir un frente político electoral potente y programático para darle otra fe y otro gobierno a los santafesinos”.

En la oportunidad criticó al gobierno provincial, al que caracterizó con una “parálisis”. “Es un gobierno que no termina de arrancar después de dos años y medio en el poder, que tiene serios problemas en materia de seguridad, que tiene desavenencias, que tiene políticas que no puede llevar adelante, partidas subejecutadas. Le falta dar la respuesta que los santafesinos han estado esperando”, señaló.

Y añadió: “Es una obligación tratar de confluir en ese armado de ese frente dejando mezquindades y diferencias de lado para con un acuerdo programático poder disputar poder en el 2023, llegar al gobierno provincial y dar el gobierno que los santafesinos merecen”.

El senador provincial definió que el acto fue un “punto de partida” por la participación de diferentes dirigentes de diez partidos de la oposición.

“No voy a dar ninguna pelota por perdida. Vamos a poner todo para conformar y organizar este frente. La gente está esperando que la política le resuelva los problemas”, sostuvo.

A su vez, llamó a terminar con las limitaciones del trabajo entre partidos para conformar una coalición con la UCR como “articulador y componedor” del gran frente.

“Empezar por las coincidencias, armar un buen programa de gobierno y a partir de ahí buscar cómo solucionar las diferencias”, concluyó.

El ex gobernador de la provincia y dirigente del Partido Socialista, Antonio Bonfatti, participó del acto y sostuvo: “Para nosotros esto es importantísimo en este cambio de autoridades de la UCR de compartir este momento”.

En cuanto a la posibilidad de incluir al PS en el frente que mencionó Michlig, el ex gobernador comentó: “El socialismo siempre ha sido históricamente frentista y lo que hemos planteado es tener siempre un proyecto que queremos hacer en la provincia, y los que estén de acuerdo en ese proyecto que se sumen”.

“En este acto simplemente venimos a estar presentes a una invitación porque nos parece que un cambio de autoridad en un partido de gestión de gobierno y antes de ser gobierno, seguimos compartiendo muchos municipios y comunas. Lo otro es un camino que hay que recorrerlo partiendo desde un proyecto común, no es un rejunte que no sirva absolutamente para nada”, aseguró.

Bonfatti apuntó contra el gobierno provincial al que definió “sin cuadros políticos” y “con guerra y desorden, más que paz y orden”. Además, considera que destruyeron conquistas de las gestiones socialistas en la provincia.

En cuanto a las perspectivas para 2023, el dirigente sostuvo: “Voy a seguir trabajando hasta lo que me dé mi salud para construir este frente”.

El gobernador de Corrientes, Gustavo Valdés, participó del acto en la ciudad de Santa Fe y reflexionó sobre las posibilidades de establecer un “frente de frentes” a nivel nacional: “Un partido solo no puede ganar la elección. El que mejor construya las alianzas hacia el futuro, el que mejor explique los objetivos de gobierno y tenga y proponga los mejores candidatos va a ser el que conduzca los destinos de la Nación, y nosotros en Juntos por el Cambio vamos a estar logrando ese objetivo. Creo que vamos a ser gobierno en el 2023”.

Acerca de las propuestas de incluir a Javier Milei en JxC, Valdés opinó: “Hubo una definición de la mesa en el día de ayer. Creemos en la educación pública, que tenemos que tener una moneda fuerte, no podemos renunciar a la soberanía monetaria, creemos en una productividad alta, que tenemos que reducir impuestos, mirar al futuro y una justicia independiente. Los que coincidan con ese proyecto político deberían estar en ese espacio y hay proyectos que no coinciden”.

También participó el senador nacional Martín Lousteau y sostuvo en diálogo con la prensa: “Hay un solo desafío para el radicalismo y para Juntos por el Cambio, que es proponerle un camino a una sociedad que está muy frustrada, cansada, pero que también sabe lo que Argentina puede hacer y puede dar. El desafío es transmitir eso que tiene en distintos lugares del país, porque es un país que gestiona muchas provincias y municipios”.