En la tarde de este jueves, personal policial se presentó en un gimnasio ubicado en Martín Zapata al 1700 y corroboró que se encontraba en funcionamiento con las puertas cerradas. Esto se produce bajo las medidas adoptadas por Omar Perotti para frenar los contagios en la provincia, dicha actividad estaba prohibida hasta el 31 de mayo.

En el lugar se encontraban realizando ejercicio cinco personas, hombres y mujeres entre 30 y 41 años, quienes fueron trasladados a la comisaría 5ta para las actuaciones correspondientes.

La Municipalidad fue notificada de dicho evento y labró un acta para el local.

Intervino en la causa la doctora Marcolin quien dispuso actuaciones de rigor para los clientes y al propietario. Todos se encuentran el libertad.